Inicio Sociedad Bailarina de la Comunidad Indígena de Amaicha del Valle distinguida como Orgullo...

Bailarina de la Comunidad Indígena de Amaicha del Valle distinguida como Orgullo Tucumano

0

El ministro de Educación, Juan Pablo Lichtmajer, recibió en su despacho a Agostina Arreguez, bailarina de la Comunidad Indígena de Amaicha del Valle, a quien distinguió como Orgullo Tucumano por ser la única en dedicarse a las danzas clásicas de su comunidad. Participaron de la reunión la directora del Ballet Contemporáneo dependiente del Ente Cultural de Tucumán, Patricia Sabbag; y el director de la Fundación Julio Bocca, Carlos Repetto.

La artista de 14 años, comenzó a bailar danzas clásicas a la edad de 5 años y actualmente compite por una beca para continuar especializándose en el área en la Fundación de Julio Bocca.

“Agostina es de Amaicha, una brillante alumna, está en segundo año de la secundaria pero tiene una pasión que es la danza clásica. y le ha dedicado a eso esfuerzo, tiempo y sobre todo sueños, y los sueños se cumplen. Ganó una beca de la Fundación Julio Bocca para perfeccionarse en Buenos Aires. Le hemos dado el orgullo tucumano porque se lo merece y en ella a toda la comunidad de Amaicha y los Valles Calchaquíes, donde estamos determinados a estar presentes, apoyando, fomentando pero siempre trabajando para que en cada lugar de Tucumán todos tengan la oportunidad de crecer”, dijo Lichtmajer.

Por su parte, el director de la Fundación Julio Bocca, contó: “Estamos en Tucumán trabajando muy fuerte; tuve el honor de participar de una reunión súper amena y cercana con el ministro; nos metimos ‘de prepo’ porque nos estamos quedando por acá para entregarle un Orgullo Tucumano a esta niña que es un placer, que además pasará a ser nuestra ahijada a partir del año que viene en la Fundación Julio Boca y trataremos de apoyarla en lo que necesite, queremos que mantenga su raíz pero que comience a ver la danza clásica como algo profesional y cercano a la excelencia de la Fundación Julio Bocca. Me sorprendió la distinción de Orgullo Tucumano, me parece genial porque, el ministro lo dijo perfecto, no solamente premia a los distinguidos sino a quienes sienten el orgullo de tierra”.

“Soy bailarina de danzas clásicas, empecé a los 5 años y soy de una comunidad donde hay pocas bailarinas, soy la única en danzas clásicas. El Orgullo Tucumano es muy emocionante y la verdad que es de mucha ayuda con mi carrera, vine con mi papá, mamá y mis hermanos”, dijo Agostina.

Finalmente, Luis Arreguez, papá de Agostina, valoró: “El Orgullo Tucumano son esos mimos y caricias al alma que ayudan a crecer; en este caso sentir la presencia del Estado que acompaña en estas cosas cuando, muchas veces, los más cercanos a uno piensan que es una locura lo que se está haciendo e inalcanzable; tenemos que seguir con esa política de igualdad. Siempre la familia acompaña”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here