Inicio Policiales Entraron al Home Banking de una empresa y se transfirieron $8.000.000

Entraron al Home Banking de una empresa y se transfirieron $8.000.000

Ocurrió en La Plata y hay una pareja que fue detenida en Avellaneda por esta estafa. Había derivado el dinero a una cuenta de un banco público con un virus informático

0

Una pareja fue detenida acusada de transferir a una cuenta bancaria $8.000.000 que adquirieron al ingresar al Home Banking de una empresa de La Plata, a través de un virus informático, informaron fuentes policiales a Infobae.

El millonario robo virtual fue descubierto por una empleada de la firma “PAINTCORP SUR PAINT COMPAÑY SAS”, ubicada en la localidad de Tolosa, al advertir que en el registro de actividad figuraba una transferencia por ese monto a una cuenta del Banco Nación de una persona desconocida.

Tras una investigación del Gabinete especializado en Delitos Informáticos de la DDI La Plata, que realizó un análisis de la información bancaria y tareas de campo, se determinó la identidad y el lugar de residencia de los titulares de la cuenta a la que se destinó el dinero.

Al mismo tiempo, los detectives establecieron el modo que utilizaron los ladrones virtuales para hacerse con los billetes: un virus de fraude bancario que les permitió vaciar la billetera virtual de la empresa.

Con esa información, el fiscal Juan Cruz Condomí Alcorta, titular de la UFI N° 16 de La Plata, otorgó una orden de registro para los domicilios ubicados en la calle Centenario Uruguayo N° 1600, de la localidad de Wilde, y en Chascomús al 1109, del partido de Avellaneda.

Durante los allanamientos se detuvo a las personas que estarían detrás de la maniobra, identificados como Rocío Soledad Meza, de 33 años, y Facundo de la Cruz Cisneros, de 31 años, por el delito de defraudación. Las fuentes indicaron que los policías secuestraron tres teléfonos celulares, elementos de valor que resultarán relevantes para el análisis y desarrollo de la investigación.

La mujer fue alojada en la DDI de La Plata, mientras que a Cisneros se le otorgó la libertad en virtud del artículo 161 del Código Procesal Penal.

El caso de Jaqueline

Jaqueline, la estafadora

Jaqueline Beatriz Coronel, una mujer de 30 años con domicilio en La Plata, fue detenida días atrás por efectivos de la DDI de la Policía de la Provincia de Buenos Aires que operan en esa ciudad, acusada de estafar en tres oportunidades a una carnicería por un monto millonario: le robó más de medio millón de pesos en mercadería con un sofisticado método de engaño.

Según señalaron fuentes policiales a Infobaela mujer reservaba lo que iba a comprar por mensajes de WhatsApp y una vez que le indicaban el monto a pagar, se acercaba al comercio y le mostraba a las cajeras en su celular el supuesto pago con su billetera electrónica, a nombre del dueño de la carnicería.

Sin embargo, los comprobantes -de acuerdo con lo que se descubrió en la investigación- eran falsos y los desembolsos nunca se realizaron.

El propietario del negocio -situado en el barrio La Loma de la capital bonaerense- se dio cuenta de la estafa al hacer un arqueo de caja y advertir el faltante de una importante suma de dinero. Para justificar la cantidad, Jaqueline dijo en el comercio que la mercadería era para su propia empresa de catering. De acuerdo con registros oficiales, recibe una asignación familiar y un refuerzo de ingresos del Estado. También está anotada en el Programa Hogar.

Una vez que advirtieron la maniobra fraudulenta, desde el comercio radicaron la denuncia policial y judicial, que recayó en la UFI Nº7 de la fiscal Virgina Bravo, quien abrió una rápida investigación por el delito de estafa. A partir de lo expuesto por el propietario, los efectivos de la DDI anticiparon una nueva estafa de la mujer y llevaron adelante una celada en las inmediaciones del local. En esta oportunidad, la sospechosa había hecho una compra por 200.000 pesos y cuando fue a la carnicería, la detuvieron. Esta vez, la engañada fue Jaqueline.

“Recibimos un pedido, retiró la mercadería. Nos mandó un comprobante de una transferencia. Llevó un pedido grande. Vino un muchacho en una bicicleta. Luego, vino otra persona por un segundo pedido, pero ya nos habíamos dado cuenta de que era una estafa. Simulamos entregar el segundo pedido y ahí fue detenida”, dijo el encargado de la carnicería al diario Infocielo. Todo el operativo fue avalado por la fiscal Bravo.

Fuente Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí