Inicio Policiales La Plata: lo condenaron por abuso y antes de recibir la sentencia...

La Plata: lo condenaron por abuso y antes de recibir la sentencia se fugó

Lo atraparon 15 días después. La víctima, una joven de 22 años, era menor de edad cuando sufrió las vejaciones por parte de la pareja de su mamá. Ahora el hombre deberá afrontar una pena de prisión efectiva.

0

Un albañil de 62 años fue condenado a la pena de 11 años de prisión, acusado de haber abusado sexualmente de la hija de su pareja, cuando la víctima tenía entre 5 y 12 años. Sin embargo, en el momento en el que el Tribunal iba a dictar su sentencia, el imputado se fugó y permaneció más de 15 días prófugo. Finalmente, lo atraparon en Ensenada.

Malena (como llamaremos a la víctima para resguardar su identidad) sufrió todo tipo de actos aberrantes por parte de Luis R. El hombre era la pareja de su mamá y convivían en una casilla de madera en Ensenada. El albañil aprovechaba durante la noche para abusar de ella.

En el fallo condenatorio al que accedió TN, los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N° 4 de La Plata dieron por acreditado que los hechos sucedieron entre el año 2005 y el año 2012, en la zona de calle 48 entre 129 y 130.

La víctima, en su primera denuncia, aseguró que su padrastro “le hacía cosas”. Le tomó tiempo procesar lo que estaba pasando ya que -cuando comenzaron los tocamientos- ella tenía solo 5 años. Recién a los 10 pudo contarle a su mamá lo que sucedía en el interior de su casa.

Luis R., el albañil de 62 años condenado por abusos contra su hijastra. (Foto: Superintendencia de Región Capital)
Luis R., el albañil de 62 años condenado por abusos contra su hijastra. (Foto: Superintendencia de Región Capital)

“Le dije que él me tocaba, no le quise contar todo porque pensé que no me iba a creer. Ella no lo podía creer, se había enojado con ella misma por no haberse dado cuenta de nada”, contó Malena. Además, reveló que el hombre ejercía violencia de género contra su madre. “Él la cagaba a palos a mi mamá. Le dije a mi mamá que si hacía la denuncia nos iba a echar a todos de la casa”, dijo.

Y contó las secuelas que le quedaron por los abusos: “Hasta el día de hoy me cuesta estar con un hombre, no puedo, ya que recuerdo todas las cosas que me hacía mi padrastro”.

Con la denuncia en su contra, Luis R. fue imputado por los reiterados abusos sexuales. Meses más tarde, la fiscalía que instruyó la causa solicitó la elevación a juicio y dispuso que el acusado permanezca en libertad hasta el comienzo del debate que fue fijado para el mes de diciembre del año pasado.

Durante la etapa de investigación, la joven fue sometida a una Cámara Gesell, donde relató todos los hechos ante los psicólogos de la Asesoría Pericial, testimonio que fue incorporado como elemento probatorio, ya que se trata de un acontecimiento del cual no se tienen testigos porque sucedió dentro de una vivienda y en horas de la noche. La única prueba que Malena tenía era su verdad.

Los jueces Emir Alfredo Caputo Tártara, Carolina Crispiani y Hernán De Castelli, integrantes del TOC 4 de La Plata. (Foto: Ministerio Público Fiscal)
Los jueces Emir Alfredo Caputo Tártara, Carolina Crispiani y Hernán De Castelli, integrantes del TOC 4 de La Plata. (Foto: Ministerio Público Fiscal)

La víctima brindó un relato absolutamente claro y preciso respecto de los hechos acaecidos, afirmando que el imputado la abusó sexualmente en forma reiterada. Aportó un pormenorizado relato, que incluyó la descripción de determinados acontecimientos que le marcaron como fuego los actos vivenciados, y -claro está- su normal desarrollo y función como persona. Sus dichos resultaron convincentes”, señala el fallo firmado por los jueces Emir Alfredo Caputo Tártara, Carolina Crispiani y Hernán De Castelli.

Vale destacar que, en la instancia del pronunciamiento de la calificación del hecho, el juez Caputo Tártara tuvo una discrepancia y solicitó el concurso real, ya que consideró que los hechos fueron independientes. En tanto, Crispiani y De Castelli tuvieron mayoría y aseguraron que se trató de un delito continuado.

Sentencia y fuga

El Tribunal había fijado fecha de lectura del veredicto para el 29 de diciembre del 2022 y la sentencia era un hecho, solo faltaba leerlo públicamente. Ese día, el hombre estaba citado en la sala de audiencias del Fuero Penal de La Plata. El acusado llegó temprano y a los pocos minutos se escapó.

Después de la huida, la Justicia ordenó un allanamiento inmediatamente en el domicilio del albañil. Un gran operativo de seguridad se montó en las inmediaciones de su casa, pero no lo hallaron.

Altas fuentes judiciales explicaron a TN que el albañil se había ajustado a derecho y cooperó en todas las instancias previas y durante el debate. Además, como se mencionó anteriormente, desde el Juzgado de Garantías y la Fiscalía de Instrucción dispusieron que el acusado llegue al juicio en libertad al proceso, y es por eso que el hombre no se encontraba detenido al momento de ser juzgado.

Después de la fuga de Luis R., el Tribunal solicitó la intervención de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) La Plata, quienes llevaron a cabo un seguimiento por las cámaras de seguridad municipales. También tuvieron en cuenta los testimonios de los vecinos y otros elementos. Así, la Policía logró encontrar al imputado en una casa de Punta Lara donde estaba escondido.

Finalmente, el hombre fue trasladado al Fuero Penal, donde se lo notificó de la condena de 11 años de prisión, por el delito de “abuso sexual gravemente ultrajante agravado por ser llevado a cabo por el encargado de la guarda y aprovechando la situación de convivencia preexistente contra un menor de 18 años de edad”. La sentencia hasta el momento no quedó firme, por lo que la defensa podrá hacer uso del recurso de apelación.

Fuente TN

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí