Inicio Policiales La revelación de una testigo clave del caso de Jazmín, la adolescente...

La revelación de una testigo clave del caso de Jazmín, la adolescente que murió atropellada en Laferrere

La joven de 17 años fue embestida por un auto mientras caminaba por la vereda junto a su novio, amigos y familiares. El conductor, que intentó darse a la fuga, quedó detenido luego de que amigos de la víctima lo increparan

0

El sábado por la noche, Jazmín Fernández (17) había asistido con su novio y un grupo de amigos al cumpleaños de su cuñada en el centro de Laferrere, partido bonaerense de La Matanza. Bailaron toda la noche y compartieron divertidos momentos con ella, sin imaginarse que sería el último día de su vida. Presente en la fiesta estaba Jaqueline, cuñada de Jazmín.

“Éramos un grupo de 9 personas, casi todos somos familiares”, relató Jaqueline a Infobae.

Eran las 7:08 cuando Jazmín caminaba junto a los demás por la calle Luro, casi Valentín Gómez, en dirección al auto de su otro cuñado que se encontraba estacionado a metros del lugar donde ocurrió el accidente.

Un automovilista frenó en la calle al grupo y les preguntó si tenían algo para convidarle para tomar. Ellos accedieron y al ver que el joven mantenía una actitud sospechosa decidieron seguir de largo. Ese mismo joven, Julio César Peralta, de 24 años, oriundo de la zona, fue quien arrollaría a Jazmín instantes después para luego intentar huir.

Lo que Jaqueline revela a continuación podría ser clave para el expediente:

“El conductor nos miraba y se reía. Encendió el motor, hizo marcha atrás, giró en U, se subió la vereda y nos embistió”, relató Jaqueline, quien todavía no sale de su asombro por el siniestro accionar del automovilista.

Si es como Jaqueline lo dice, entonces, el conductor podría ser imputado por el delito de homicidio.

A pesar de haber resultado herido, Carlos -el novio de la víctima- se levantó como pudo y fue a socorrer a su pareja. “Jazmín estaba toda ensangrentada y pedía que la pusieran de costado porque estaba muy dolorida”, señaló Jaqueline.

Mientras que algunos de los chicos del grupo corrieron al conductor para evitar que se diera a la fuga, otros pedían a los gritos por una ambulancia para trasladar a los heridos. “A mi hermano más grande, que nos llevó al cumple en el auto, le había pasado el WV Fox por encima y no se podía mover. Nos decía que no sentía las piernas. Fue un momento de locura”, detalló.

Jazmín fue trasladada de urgencia al hospital Figueroa Paredes, donde finalmente falleció. Su cuñado, en tanto, fue dado de alta este lunes por la mañana. El resto sólo presentó lesiones leves.

Jaqueline y Jazmín eran muy unidas. “Siempre la consideré como la hermana mujer que nunca tuve”, admitió la joven, que es la única mujer entre 6 varones. Se conocieron hace casi tres años ya que iba al mismo colegio secundario que su hermano Carlos.

“Arrancaron siendo compañeros, se hicieron muy amigos y después terminaron como novios”, recordó Jaqueline. Antes de cumplir un año como pareja ya convivían en la casa de los padres de él, en Laferrere.

“Al principio se quedaba a dormir los fines de semana, después algún que otro día de la semana hasta que finalmente se instaló con nosotros”, afirmó Jaqueline.

Jazmín era la menor de su familia, tenía dos hermanos -una mujer y un varón. Concurría por la mañana al Instituto Educativo Siglo XXI, donde cursaba el quinto año junto a Carlos, y por la tarde ambos trabajan en la administración de una cancha de fútbol, que es propiedad de la familia de él. “Hacían todo juntos, vivían el uno para el otro”, remarcó su cuñada.

Por lo general, iba una vez por semana su casa de Rafael Castillo para visitar a sus hermanos pero todos su días los pasaba en compañía con la familia de su novio. De hecho, fue su suegro quien se puso al frente del pedido de justicia por su nuera. “Cuando la mamá de Jazmín se enteró de lo sucedido entró en shock y tuvo que ser asistida por la policía en el lugar del hecho”, indicó Jaqueline.

El domingo por la tarde, todos los jóvenes que acompañaban a Jazmín se presentaron a declarar en una comisaría de Laferrere. El caso, por lo pronto, no está en manos de la UFI de Homicidios de La Matanza. La lleva la Fiscalía N° 1 Descentralizada Departamental de Laferrere, a cargo de Federico Garate. La acusación contra Peralta es la de homicidio simple con dolo eventual en concurso real con lesiones leves

La Policía Bonaerense, mientras tanto, ofreció contención a los padres de Jazmín.

Fuente Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí