Inicio Policiales Se recupera la joven abusada y apuñalada 43 veces por un compañero...

Se recupera la joven abusada y apuñalada 43 veces por un compañero de colegio en San Luis

La víctima permanece en el Hospital Ramón Carrillo, con asistencia y contención de profesionales de la salud mental

0

Luego de recibir 43 puñaladas y una agresión sexual, la joven víctima de un violento episodio ocurrido en las últimas horas en la provincia de San Luis, se encuentra estable, recuperándose en un hospital puntano, según reveló el último parte médico dado a conocer. El hecho ocurrió en un descampado del barrio 131 viviendas, en la zona norte de la ciudad de San Luis. El principal y único acusado por el ataque es un compañero de escuela, quien permanece detenido, acusado de homicidio en grado de tentativa.

De acuerdo al parte médico emitido ayer por la tarde en el hospital central Ramón Carrillo, la joven de 18 años continúa en el área moderada, “hemodinámicamente estable, con tratamiento antibiótico para las lesiones de piel”. Además, recibió evaluación del equipo de neurología y “se encuentra con asistencia y contención del equipo de psicólogos de la institución” según informó Télam.

Por otro lado, la audiencia que había sido fijada para hoy, donde se iban a formular los cargos contra el presunto agresor de la joven, Facundo Nicolás Brítez, de 18 años de edad, se prorrogó 24 horas por pedido del detenido a los fines de nombrar un abogado. Finalmente, el imputado decidió que lo represente Guillermo Sánchez Pagano, quien a la salida del Juzgado de Garantías 2 expresó a los medios aún no haber “tomado conocimiento del expediente”.

El hecho tuvo lugar el pasado lunes en horas de la tarde, en el barrio 131 vivienda, ubicado en la zona el norte de la ciudad de San Luis, cuando los jóvenes que cursan el quinto año del secundario en el mismo colegio, habían quedado en juntarse en un lugar cercano al hogar de la joven. Posteriormente ocurrió el ataque. Fueron los gritos desesperados de la joven los que alertaron a los vecinos.

El agresor, en tanto, huyó del lugar. Así lo confirman los videos de una cámara de seguridad de una propiedad del barrio. Además, una testigo y vecina del joven, declaró habérselo cruzado “de frente” cuando iba camino a su casa.

Según declaró, Brítez iba descalzo, sin remera, en pantalones cortos y con las ojotas abajo del brazo. Al ver que tenía restos de sangre en el cuerpo, la mujer le preguntó si le había pasado algo. “Vengo de matar a una amiga”, contestó, según el testimonio, y siguió corriendo.

Los médicos que evaluaron a la joven constataron que fue abusada sexualmente y que presentaba 43 heridas punzocortantes propiciados por un destornillador en la cabeza, la cara, el tórax, la espalda y en los miembros superiores e inferiores.

La detención del joven ordenada por el juez Ariel Parrilli

A partir de los datos aportados por la víctima, los hallados luego por personal de la comisaría 39 en la escena del crimen y los dichos de al menos cuatro testigos presenciales, por la noche de ese día, el juez Ariel Parrilli ordenó el allanamiento de la casa del compañero de escuela de la joven atacada y su detención, lo cual se produjo a la medianoche en el barrio Cerro de la Cruz.

El procedimiento fue efectuado por agentes de la Unidad Regional de Orden Público N°1 y de la Comisaría N°39 y supervisado por la Fiscalía de Instrucción.

El momento de realizar el procedimiento, la Policía debió rodear el domicilio, incluso por la parte trasera, previendo un posible escape pero finalmente quien les abrió la puerta a los agentes fue el padre del sospechoso, que es, además, un militar en servicio.

Una vez en el interior de la casa, los policías secuestraron prendas de vestir con sangre, algunas de ellas habían intentado ser incineradas.

Para los investigadores, sería un indicio claro de que Brítez quiso eliminar evidencia. También se llevaron un teléfono celular y otros elementos de interés para la causa. No hallaron el destornillador.

El Diario de San Luis pudo hablar con algunos compañeros de clase de ambos, quienes manifestaron que Britez tenía “conductas extrañas” y “le dijo a la preceptora que quería matarnos a todos”, recordó uno de ellos. Otro sostuvo que miraba videos de masacres y “decía que los iba a violar a todos”.

Fuente Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí