Inicio Sociedad Cuidados y recomendaciones para lograr una lactancia materna exitosa

Cuidados y recomendaciones para lograr una lactancia materna exitosa

0

La médica pediatra y neonatóloga del Instituto de Maternidad y Ginecología “Nuestra Señora de Las Mercedes”, doctora Claudia Quinteros, brinda una serie de consejos para madres que están en momento de amamantamiento. Y ahonda en cómo actuar ante lesiones y complicaciones en el pecho.

“Para lograr que las madres puedan tener una lactancia exitosa, es decir que el bebé pueda tomar solo teta hasta los seis meses, la mujer necesita llevar a cabo algunas situaciones que la van a beneficiar, como ser: comenzar el amamantamiento en la primera hora del nacimiento del bebé”, comienza contando la especialista de la Unidad de Lactancia Materna.

En todas las instituciones, explica, se trabaja para que los bebés puedan tener contacto en la primera hora de vida con su mamá. Los chicos conocen el sabor del líquido amniótico y lo reconocen luego en el pezón; entonces saben dónde van a succionar. Este reconocimiento hace que la mamá tenga menos dificultades para la prendida cuando nace el bebé.

Por otro lado, la mamá debe conocer cómo es el amamantamiento, su técnica, cómo debe poner la boca el bebé. “Hay que tratar de tomarlo con la mayor superficie del cuerpo, ayudarse con almohadones para colocar al bebé y estar más cómodas. El pequeño debe abrir bien la boca, de esta forma puede tomar y no lastimar el pezón”, remarca.

Asimismo, advierte que el infante debe estar bien alineado con el cuerpo de la mamá, esto evita que tenga que hacer malos movimientos con el cuello; sino después les duele y es ahí cuando aprietan el pezón, y la mamá se lastima.

“Ante esta lesión, lo primero que debe hacer la mamá es consultar porque a veces los bebés pueden lastimar porque tienen algo en la boca; por ejemplo un frenillo sublingual es muy común. También deben consultar para valorar la técnica de amamantamiento. Los médicos que hacemos lactancia vemos a la mamá y al bebé; de qué tipo es la grieta y qué podemos darle a la mamá para que lo solucione. A veces corrigiendo la técnica pasa todo, pero la mamá debe seguir amamantando”, dice al respecto Quinteros.

Y recomienda cambiar la posición de amamantamiento, lo cual muchas veces ayuda sobremanera. Se puede amamantar en la posición invertida, la cabecita del bebé en el pecho y el cuerpo en la axila de la madre, de este modo se cambian el lugar de amamantamiento y permite que la grieta cicatrice.

Otra sugerencia que hace la doctora es airear mucho los pezones para que se cicatricen. Colocar algunas gotas de su leche en el pezón.

Por último, detalla que la fiebre normal en el pecho es cuando se produce la bajada de leche que puede ser variable en algunas mujeres entre el segundo y tercer día. Eso puede provocar aumento del volumen del pecho y en ese momento la madre tiene un calor pero no es algo intolerable. A veces con la extracción de leche pasa.

“Si una mamá tiende después del segundo o tercer día, a tener fiebre en los pechos o que estén inflamados, tiene que consultar. La diferencia entre una bajada de leche y una mastitis es que la primera no le provoca a la madre alteraciones en su estado general, tiene un poco de temperatura pero cede cuando el bebé toma. La mastitis es la inflamación de la mama por una grieta del pezón, entra una bacteria y provoca la inflamación de toda la gandula. Eso hay que medicar y hacer un seguimiento de cómo va evolucionando”, termina.

La Unidad de Lactancia está trabajando de lunes a viernes de 9 a 13 horas. Por turnos comunicarse con Salud Escucha (0800-4444-999) o dirigirse a la Maternidad (Av. Mate de Luna 1535).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí