Inicio Sociedad Dos policías ayudaron a una mujer que estaba dando a luz

Dos policías ayudaron a una mujer que estaba dando a luz

Se trata de los policías Roberto Rocabado y Fernando Nieva, de la Dirección de Seguridad Vial. Ocurrió en el Barrio Barrancas del Salí de la Capital.

0

“No somos héroes, nuestra prioridad es siempre preservar la salud de la gente”, manifestó uno de los dos policías que protagonizaron este lunes un conmovedor momento al ayudar a una mujer que estaba por dar a luz. La madre y la bebé están perfectamente sanas.

Cerca de las 9 de la mañana, los cabos Roberto Rocabado y Fernando Nieva, de la Dirección de Seguridad Vial recorrían las inmediaciones del Barrio Barrancas del Salí de la Capital. “Observamos a un grupo de personas que pedía nuestro auxilio porque una joven de 19 años estaba por dar a luz y no tenía asistencia médica”, contó Rocabado. “Al llegar al domicilio evaluamos la situación y procedimos a dar intervención de manera inmediata. Antes que nada, tratamos de aislar a la madre porque había muchos menores en la casa y era necesario darle tranquilidad para atravesar el parto”, detalló el efectivo.

Su compañero, el cabo Nieva, explicó que al ingresar a la vivienda hicieron una evaluación fisiológica de la situación y se comunicaron con el 107 porque la joven tenía muchas contracciones. “Dada la premura de la situación, pusimos cómoda a la mamá y ayudamos con el proceso de parto. Al nacer la bebé notamos que no lloraba y nos preocupó, por lo que le dimos unas pequeñas palmaditas y reaccionó. Limpiamos a la bebé, la arropamos y la pusimos piel a piel con su mamá”, detalló.

“A pesar de ser la primera vez que vivimos algo así, fue muy importante la capacitación y entrenamiento que recibimos con los cursos en la Policía. Eso hizo que podamos lograr un final feliz”, destacó el efectivo.

“En los 15 años que llevo en la fuerza es la primera vez que me pasa algo así, y fue una situación muy gratificante. Agradezco a Dios que nos haya usado como herramienta para traer un bebé al mundo y dar orgullo a la institución policial”, expresó emocionado Nieva.

Por su parte, Rocabado contó que para él también fue una experiencia movilizadora. “Me hizo recordar a mis hijos”, confesó e hizo hincapié en que, como policías, estas acciones son parte de su responsabilidad con la sociedad: “No somos héroes, nuestra prioridad es siempre preservar la salud de la gente”. “Estar al servicio de la comunidad, colaborar y aportar lo que sabemos y tenemos al ciudadano es lo mejor que nos puede pasar como policías, más en situaciones como esta”, agregó Nieva.

Después de que naciera la bebé, llegó un equipo del 107 y en la ambulancia trasladaron a madre e hija a la Maternidad. Ambas están en perfecto estado de salud.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí