Inicio Sociedad ¿Qué es la Fimosis y cuándo se debe acudir al urólogo?

¿Qué es la Fimosis y cuándo se debe acudir al urólogo?

0

El doctor Esteban Ale, médico urólogo del hospital Nicolás Avellaneda, resalta que se trata de una patología de consulta muy frecuente. Y llama a la población masculina que, ante cualquier incomodidad o problema en el pene, acuda al servicio.

“La fimosis es una patología muy frecuente, la misma puede ser congénita o adquirida. La primera cuando el paciente nace con este problema, se lo puede diagnosticar en los recién nacidos. Y adquirida cuando el prepucio que es la piel que recubre el glande, se enferma en reiteradas veces. La cicatrización de esta enfermedad ya sea por hongos o lastimaduras, son células más rígidas que las normales, produce este anillo que imposibilita rebatir el prepucio”, explica el especialista.

En este sentido, el profesional puntualiza que hay que tener en cuenta esta patología ya que impide una buena higiene de la zona, y esta falta de limpieza a veces produce lesiones que quedan ocultas a la vista y pueden terminar en otras enfermedades un poco más graves.

Entonces ante la imposibilidad de rebatir el prepucio, hay que consultar al médico.

“Generalmente, la fimosis adquirida está en estrecha relación con la diabetes. Es tal así que muchas veces los urólogos diagnosticamos esta enfermedad. El paciente diabético tiene cierto grado de inmunodepresión, tiene infecciones reiteradas en esta zona, para ser más específicos, hongos. Este proceso reiterado generalmente termina en una fimosis”, sostiene.

El tratamiento es quirúrgico, no existen hasta este momento cremas o pastillas que puedan resolver la patología.

“La cirugía consiste en sacar esta fimosis, puede ser una circuncisión la solución. Tal es así que hay religiones o tradiciones que lo hacen como forma de bautismo, por ejemplo en la religión judía o musulmana está implementada. Y está totalmente comprobado que las tasas de cáncer de pene son mucho menores en este tipo de poblaciones donde se practica de forma tradicional la circuncisión”, añade Ale.

De este modo, recomienda que cuando el paciente nota que no puede rebatir o bajar el prepucio; presenta molestias al tener relaciones sexuales; debe acudir al médico.

“Además hay una situación que es una urgencia que se desprende de la fimosis que es la Parafimosis. Ésta última es cuando el prepucio se pudo rebatir, pero no se puede reubicar de nuevo en su lugar; esto produce un edema en el glande y ese paciente tendrá que ser intervenido de urgencia”, advierte.

Finalmente, comenta que tras la cirugía, el paciente no podrá tener relaciones sexuales por dos o tres semanas. Después de esto, hace una vida absolutamente normal.

“El servicio está siempre con las puertas abiertas para este o cualquier otro tipo de problemas, para prevenir y tratar. Los esperamos”, invita por último.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí